Abogados de García Luna instan a juez para presentar evidencia

Nueva York. Los abogados defensores de Genaro García Luna instaron al juez en el caso que rechace la solicitud de los fiscales de excluir la presentación de evidencia de la amplia interacción del acusado con oficiales y políticos estadunidenses cuando era alto funcionario mexicano.

Mientras continuó por segundo día el proceso de selección del jurado, lo cual se espera que culmine el próximo 17 de enero y de inmediato se proceda al comienzo del debate en este juicio, el equipo de abogados defensores, encabezado por César de Castro y Florian Miedel, envió una carta al juez Brian Cogan para que se permita la presentación de documentos y fotos que muestren las constantes interacciones de García Luna como alto funcionario mexicano entre 2000 y 2012 con oficiales de seguridad pública, legisladores y funcionarios del Poder Ejecutivo estadunidense, entre ellos un ex presidente y más de un procurador general.

Afirman que esas reuniones y otras interacciones muestran que el acusado participaba directamente en los esfuerzos bilaterales de combate al narcotráfico, incluyendo a los cárteles, bajo el rubro de la Iniciativa Mérida.

“La cercana alianza entre García Luna y todos los niveles de seguridad pública de Estados Unidos, el enemigo de todo cártel de droga, es seguramente probatoria en torno a si las declaraciones no corroboradas de testigos de que él mismo realmente fue un miembro de los cárteles y que recibió pagos para proteger a esos miembros del cártel… pueden ser creíbles”, escriben en la carta registrada ante el Tribunal Federal del Distrito Este de Nueva York.

Señalan que también se deben permitir como declaraciones de hechos las afirmaciones de oficiales estadunidenses sobre el papel del acusado en la lucha antinarcóticos.

“La evidencia del contacto casi constante de García Luna con altos niveles de la seguridad pública de Estados Unidos es ciertamente relevante para la cuestión de que si estaba o no trabajando por o en contra de los cárteles de droga. La defensa tiene el derecho de mostrarle al jurado que García Luna fue un socio de Estados Unidos y no de ningún cártel de droga”, sostienen los abogados.

Los fiscales en el caso solicitaron, en una carta enviada al juez Cogan en diciembre, que prohíba la presentación de documentos, comunicaciones y fotos que registren y elogien el papel de García Luna en torno a su cooperación con el gobierno estadunidense, argumentando que eso era “irrelevante”, ya que las acusaciones contra el ex director de la Agencia Federal de Investigación y después secretario de Seguridad Pública de México fueron formuladas mucho después de dejar su cargo.

Ambas partes esperarán la decisión del juez sobre este y otros asuntos pendientes mientras continúa el proceso para seleccionar a los 12 finalistas de los 400 candidatos que llenaron cuestionarios para integrar el jurado.

En este juicio, García Luna enfrenta cinco cargos en torno a la acusación de que brindó asistencia al cártel de Sinaloa a cambio de sobornos multimillonarios cuando era alto funcionario y por mentir a las autoridades estadunidenses. Fue arrestado en Dallas en diciembre de 2019 y trasladado al Centro de Detención de Brooklyn, donde ha permanecido en espera de este juicio.

El proceso, que se calcula durará dos meses –y será realizado en la misma sala y con el mismo togado que presidió el juicio de Joaquín El Chapo Guzmán Loera–, puede ser interrumpido en cualquier momento si el acusado decide declararse culpable y/o negociar algún tipo de cooperación con las autoridades.